Haz tu cita llamando al             8120892244

Trastorno por déficit de atención sin hiperactividad

El trastorno por déficit de atención puede o no ir acompañado de hiperactividad. Actualmente se describen 3 tipos de trastorno de déficit de atención: predominantemente inatento, predominante hiperactivo o impulsivo y combinado.

Por lo que, algunas personas cumplen solamente con los criterios de inatención, sin embargo no presentan criterios para hiperactividad o problema de control de impulsos.

Las mujeres suelen ser las que más frecuentemente se encuentran afectadas por el trastorno de déficit de atención, sin presentar características de hiperactividad. 

Esta forma de trastorno por déficit de atención sin hiperactividad, que se conoce como Trastorno por Déficit de Atención sin Hiperactividad (TDA) o Trastorno por Déficit de Atención e Hiperactividad, subtipo predominantemente inatento (TDAH-PI, por sus siglas en inglés). Este subtipo del TDAH se caracteriza principalmente por síntomas de inatención sin la presencia de hiperactividad e impulsividad.

¿Qué es el trastorno por déficit de atención?

El trastorno de déficit de atención es un trastorno del neurodesarrollo común que se caracteriza por niveles inapropiados de atención que llegan a afectar la funcionalidad de la persona que lo padece en distintas áreas: laboral, social, emocional, cognitiva o académicamente. 

Cuando se trata del tipo de predominio inatento, los síntomas suelen iniciarse entre los 8 y 9 años y se caracteriza por síntomas cognitivos que se encuentran presentes en 2 o más situaciones que llegan a interferir con su calidad de vida. 

No todos los niños con inatención escolar tienen trastorno por déficit de atención, sin embargo, son los maestros quienes suelen darse cuenta cuando un alumno presenta dificultades para llevar el ritmo de aprendizaje de sus demás compañeros. Es por esto que los padres o cuidadores deben identificar si estos síntomas también están presentes en casa, al acudir a fiestas con otros niños y si esto está representando un problema emocional o social para él.

¿Cuáles son los síntomas de inatención?

Todas las personas nos distraemos de vez en cuando y es normal. Sin embargo, estas distracciones suelen no interferir con nuestras actividades de la vida diaria. Este no es el caso de las personas con trastorno con déficit de atención, quienes constantemente luchan contra la inatención para ser funcionales. Algunos de los síntomas de inatención son los siguientes:

  • Falta de atención a los detalles: Al realizar un trabajo suelen haber faltas de ortografía, faltan requisitos previamente solicitados o suelen confundir fechas. 
  • Dificultad para mantener la atención: Suele distraerse fácilmente mientras realiza una actividad como realizar tareas, leer o platicar. En especial a los niños es difícil mantenerlos sentados haciendo sus tareas o viendo una película. 
  • Dificultad para escuchar: Incluso aunque no se encuentran ocupados en otra actividad, usualmente no escuchan su nombre si se les habla y parecen estar con la mente en otro lugar. 
  • Dificultades para terminar tareas: Tienen dificultades para seguir instrucciones y se les dificulta terminar tareas escolares, de la casa, dibujos o incluso juegos. 
  • Dificultades organizacionales: Suelen ser personas que mantienen su espacio en desorden y además presentan dificultades para organizar su tiempo. Suelen olvidarse de citas, entregar trabajos o tareas a tiempo. 
  • Dificultad para realizar actividades que requieren atención sostenida: Suelen evitar actividades que requieren tiempo y atención como realizar las tareas, preparar escritos o leer. 
  • Pérdida frecuente de objetos personales: Suelen perder objetos de forma repetitiva, incluso objetos personales con gran valor. 
  • Se distraen fácilmente: A pesar de encontrarse realizando una actividad, ante el menor estímulo pueden distraerse, incluso si se trata de sus propios pensamientos. 
  • Olvidadizos: Suelen olvidar realizar sus tareas, pagar cuentas, regresar llamadas, entre otros. 

Recuerda que estos síntomas deben de estar presentes desde antes de los 12 años y al menos en dos o más áreas de la vida.

¿Cómo se realiza el diagnóstico?

Si sospechas que tú o alguien más puede tener trastorno de déficit de atención, se recomienda acudir con un experto en el tema, ya sea un neuropsicólogo o neurólogo pediatra. En primera instancia se deben descartar otros trastornos que también pueden causar inatención, por ejemplo, retraso del neurodesarrollo, enfermedades de la tiroides o depresión. Para esto, el médico realiza una serie de preguntas para orientar al diagnóstico más probable.

Posterior al interrogatorio se realiza una exploración física neurológica y por último se realizan distintas pruebas a manera de tests o cuestionarios para posteriormente ser analizados por tu médico.

¿Existe un tratamiento?

Actualmente no existe ningún tratamiento que cure por completo el trastorno por déficit de atención. Sin embargo, afortunadamente sí se han descrito intervenciones que mejoran considerablemente los síntomas y ayudan a que las personas mejoren su desempeño y por ende, su calidad de vida. 

Terapia cognitivo conductual. Es una terapia que se basa en “reprogramar” nuestros pensamientos y comportamientos. Usualmente es una terapia corta de 10 sesiones aproximadamente en donde por medio de ejercicios se busca que la persona cambie sus pensamientos negativos o malos hábitos por pensamientos y hábitos saludables. Se ha visto que esta terapia tiene muy buenos resultados en los pacientes con déficit de atención y les ayuda principalmente con la organización y atención. 

Fármacos: Los medicamentos pueden ser una opción si la persona presenta síntomas severos si no existen contraindicaciones. Suelen ser medicamentos estimulantes que mejoran la atención, sin embargo cuentan con algunos efectos adversos como insomnio, pérdida de apetito o ansiedad por lo que los pacientes deben de ser monitorizados de forma continua. Además deberán de acompañarse de terapia psicológica para obtener mejores resultados.

Teléfono
81 2089 2244
ó
ó
También puedes enviarnos un mensaje por WhatsaApp para agendar tu cita.

Descubre nuestros artículos más recientes