Haz tu cita llamando al             8120892244

Tratamiento neuropsicológico para trastorno neuromotor

Un trastorno neuromotor se refiere a una condición que afecta el control y la coordinación del movimiento debido a disfunciones en el sistema nervioso central o periférico. Estas condiciones pueden incluir parálisis cerebral, espina bífida, distrofia muscular, lesiones de la médula espinal, entre otros. Los síntomas varían ampliamente dependiendo del tipo y la gravedad del trastorno, pero pueden incluir dificultades para caminar, moverse, coordinar los movimientos y mantener el equilibrio.

  • Neuroplasticidad:

Se refiere a la capacidad del sistema nervioso para adaptarse y reorganizarse estructural y funcionalmente en respuesta a la experiencia, el aprendizaje y la lesión. En el contexto de la rehabilitación neuromotora, la neuroplasticidad es fundamental ya que puede ser aprovechada para promover la recuperación y la mejora de las habilidades motoras. 

  • La fisioterapia y la terapia ocupacional:

Se benefician enormemente de la neuroplasticidad, ya que buscan estimular y reentrenar el sistema nervioso para que recupere o compense las funciones motoras perdidas.Esto dentro de muchas areas que pueden verse afectadas por un trastorno neuro motos.

  • Los ejercicios motores:

Son una parte fundamental del tratamiento neuropsicológico para los trastornos neuromotores. Estos ejercicios están diseñados para fortalecer los músculos, mejorar la coordinación y aumentar la flexibilidad y el rango de movimiento.

  • La estimulación cognitiva:

Se centra en mejorar las habilidades cognitivas como la atención, la memoria y la resolución de problemas, que pueden verse afectadas en algunos trastornos neuromotores. 

  • La integración sensorial:

Se refiere a la capacidad del cerebro para procesar y dar sentido a la información sensorial proveniente del entorno y del propio cuerpo, y puede ayudar a mejorar la coordinación y el control motor en personas con trastornos neuromotores.

  • El apoyo emocional:

Es crucial en el tratamiento de los trastornos neuromotores, ya que pueden tener un gran impacto en la salud mental y emocional del paciente y su familia. 

  • Las adaptaciones ambientales:

Como la modificación del hogar o la escuela para hacerlas más accesibles, pueden mejorar la calidad de vida y la independencia del paciente.

  • La tecnología asistencial:

Como los dispositivos de movilidad, los dispositivos de asistencia para la comunicación y las prótesis, pueden ser de gran ayuda para las personas con trastornos neuromotores al facilitar su participación en actividades diarias y mejorar su autonomía.

  • La terapia conductual:

Se utiliza para abordar problemas de comportamiento y emocionales que pueden surgir como resultado de un trastorno neuromotor.

  • El entrenamiento de marcha:

Se enfoca en mejorar la capacidad del paciente para caminar y moverse de manera más eficiente y segura. 

  • La educación familiar:

Es importante para proporcionar apoyo y recursos a los cuidadores y ayudarlos a comprender y manejar los desafíos asociados con el trastorno neuromotor de su ser querido.

  • La terapia de movimiento inducido:

Por restricción se utiliza para mejorar la función motora en personas con hemiplejía o debilidad unilateral al restringir el movimiento de la extremidad no afectada para promover el uso de la extremidad afectada. 

  • El entrenamiento en habilidades sociales:

Ayuda a mejorar las habilidades de comunicación y la interacción social del paciente. La terapia del habla y el lenguaje se enfoca en mejorar la comunicación y la deglución en personas con trastornos neuromotores que afectan el habla y la función oral.

  • Los programas de ejercicio, la evaluación neuropsicológica y el asesoramiento psicológico:

Son componentes esenciales del tratamiento neuropsicológico para los trastornos neuromotores y son personalizados 100% a cada paciente ya que cada uno tendrá sus particularidades.

Estos servicios ayudan a mejorar la función motora, cognitiva y emocional del paciente, promoviendo así su autonomía y calidad de vida. Al adaptar el tratamiento a las necesidades individuales del paciente y brindar un apoyo integral que aborde tanto los aspectos físicos como emocionales del trastorno neuromotor, se puede maximizar el potencial de recuperación y mejorar la calidad de vida a largo plazo.

Para poder asegurarse de que se cumpla la situaciones de ser un plan 100% personalizado, asi como asegurar que se esten cumpliendo todos los rubros antes mencionados para una terapia fisica de calidad y holistica desde ejercicios del paciente como apoyo a la familia; es necesario que acuda a centro especializados de rehabilitacion donde se encuentren profesionales en rehabilitacion, neurologos expertos en el tema y puedan valorar todos los tratamiento tanto farmacologicos como no farmacologicos, neuro psicologos y psicologos.

Siempre teniendo en mente que la mejor atencion y el personal capacitados brindan una mayor oportunidad de exito en la terapia y la mejoria global del paciente en todas las areas de oportunidad que se encuentran desde la primera evaluacion neurologica.

Qué síntomas indican un trastorno neuromotor

Los trastornos neuromotores abarcan una amplia gama de afecciones que afectan el control y la función del movimiento. Pueden estar presentes desde el nacimiento o desarrollarse más tarde debido a lesiones, enfermedades o condiciones degenerativas. Reconocer los síntomas de estos trastornos es crucial para una intervención temprana y adecuada. A continuación, se detallan los síntomas comunes que pueden indicar la presencia de un trastorno neuromotor:

Síntomas en la Infancia

Retrasos en el Desarrollo Motor:

  • Hitos retrasados:

Los niños pueden tardar más en alcanzar hitos motores como sentarse, gatear o caminar.

  • Dificultad para sostener la cabeza:

Problemas para mantener la cabeza erguida al estar sentado.

  • Movimientos torpes o incontrolados:

Dificultad para realizar movimientos suaves y coordinados.

Problemas en la Coordinación y el Equilibrio:

  • Caídas frecuentes:

Los niños pueden caerse con frecuencia al caminar o correr.

  • Inestabilidad:

Pueden mostrar una marcha inestable o desequilibrada.

Anomalías en el Tono Muscular:

  • Hipotonía:

Tono muscular bajo, que se manifiesta como flacidez en los músculos.

  • Hipertonía:

Tono muscular alto, lo que puede hacer que los músculos estén rígidos y tensos.

Movimientos Involuntarios:

  • Temblores:

Pequeños movimientos temblorosos, especialmente en las manos o los pies.

  • Corea:

Movimientos rápidos e incontrolados de las extremidades o la cara.

  • Atetosis:

Movimientos lentos y sinuosos de las extremidades, generalmente asociados con daño cerebral.

Síntomas en Adolescentes y Adultos

Pérdida de Habilidades Motoras Adquiridas:

  • Dificultad para realizar tareas cotidianas:

Problemas para abotonar la ropa, usar utensilios o escribir.

  • Pérdida de fuerza y destreza:

Debilidad en las manos o los pies que afecta la capacidad de movimiento.

Problemas de Movilidad:

  • Marcha anormal:

Pasos arrastrados, movimientos descoordinados o balanceo inusual.

  • Espasticidad:

Rigidez muscular y reflejos exagerados que dificultan el movimiento.

Dolor o Malestar Muscular:

  • Calambres y espasmos:

Contracciones dolorosas e involuntarias de los músculos.

  • Fatiga muscular:

Sensación de cansancio excesivo en los músculos tras actividades menores.

Problemas en el Habla y la Comunicación:

  • Disartria:

Dificultad para articular palabras de manera clara.

  • Disfagia:

Problemas para tragar alimentos o líquidos.

Síntomas Cognitivos y Conductuales Asociados

Dificultades de Aprendizaje:

  • Problemas de atención: Dificultad para concentrarse en tareas.
  • Problemas de memoria: Olvido de información recientemente aprendida.

Cambios Emocionales:

  • Irritabilidad: Cambios rápidos en el humor o reacciones desproporcionadas.
  • Ansiedad o Depresión: Sentimientos persistentes de tristeza o preocupación excesiva.

Problemas de Sueño:

  • Insomnio: Dificultad para conciliar o mantener el sueño.
  • Somnolencia diurna excesiva: Sensación de cansancio durante el día a pesar de haber dormido lo suficiente.
Teléfono
81 2089 2244
ó
ó
También puedes enviarnos un mensaje por WhatsaApp para agendar tu cita.

Descubre nuestros artículos más recientes